Tener los gemelos cargados es una sensación molesta, pero frecuente, que cualquier atleta o deportista ha sufrido en repetidas ocasiones. La sobrecarga del gemelo se produce especialmente en aquellas modalidades deportivas en las que este músculo se enfrenta a mayor intensidad, como por ejemplo el running.

En caso de sufrir esta dolencia, la mejor opción es ponerse en manos de un profesional de la fisioterapia. En Ciudad Real, la oferta es suficiente, con decenas de profesionales altamente cualificados.

Qué puede causar la sobrecarga de gemelos

Si sientes dolor en los gemelos es porque posiblemente estés siendo sometido a un sobreesfuerzo que no debes mantener durante tiempo prolongado, que tu preparación física no es la suficiente para un reto de tal calibre o que estés llevando a cabo un entrenamiento con medios y equipamiento inadecuado.

Una de las causas de este fenómeno es el sobrepeso en el tren superior. El running, en este sentido, no es una buena práctica deportiva para adelgazar, pues el impacto de los kilos en la carrera generan una tensión muy alta en los gemelos.

En relación con este punto es importante adaptar la actividad a realizar al nivel físico. Por lo general, los gemelos están preparados para soportar la intensidad de caminatas diarias, pero con las carreras, la carga sobre estos músculos se multiplica, y si no hay adaptación a ello, aparecen los conocidos gemelos cargados.

Otro factor que incide en la sobrecarga de este músculo es la ausencia de calentamiento, algo que sumado a una técnica de carrera inadecuada puede generar efectos muy perniciosos a nivel muscular. Si a esto se suma el uso de zapatillas que no son las adecuadas para el tipo de pisada, la distancia a recorrer y el firme por el que se practica deporte, el resultado será un dolor más intenso en las rodillas, los pies y los gemelos.

Cómo entrenar para evitar tener los gemelos cargados

Los remedios para los gemelos cargados pasan por adaptar el entrenamiento a tu condición física como deportista. Nicolás Ibarra, fisioterapeuta y presidente de la Comisión de Fisioterapia en la Actividad física y Deporte del Colegio Profesional de Fisioterapeutas de la Comunidad de Madrid, señala que la progresión en las cargas de trabajo ayuda a adaptarse correctamente al entrenamiento.

Calentamientos y estiramientos en el entrenamiento

El calentamiento es el proceso con el que se inicia el entrenamiento y sirve, como su propio nombre indica, para que los músculos entren en calor. Las sesiones de entrenamiento hay que iniciarlas de manera pausada, añadiendo intensidad con el paso del tiempo.

Al finalizar, es importante realizar estiramientos del tríceps sural para mejorar las propiedades viscoelásticas y disminuir así el riesgo de rotura. Estos estiramientos hay que ponerlos en marcha incluso en los días de descanso, y combinar esto con buenas rutinas cardiovasculares y una correcta nutrición e hidratación.

¿Es aconsejable el uso de medias compresivas para evitar la sobrecarga del gemelo?

Una cuestión que está en el debate entre los profesionales de la medicina deportiva es si para el dolor de gemelos sirven como remedios las medias compresivas y las taloneras alzas

Las primeras se han demostrado útiles para deportistas con antecedentes, pero no son conclusiones muy certeras y hay quien cree que solo es un efecto placebo. Si se incorporan a las rutinas de entrenamiento, no tiene sentido usarlas a diario, pues pueden generar un efecto dependiente. 

Con respecto a las taloneras alzas, su uso es aún más controvertido, pues puede acortar el grupo muscular y el tendón, haciéndolos proclives a futuras lesiones.

 

Los gemelos cargados son una dolencia muy habitual entre deportistas y runners, pero que se puede evitar, o al menos retrasar, si se llevan a cabo sesiones bien planificadas de entrenamiento.

Abrir chat
Hola. Soy Rober, ¿Quieres preguntarme directamente sobre los entrenamientos?